Como un Botiquín vacío…

Por: Irene Roque


¿Qué significado tiene o pudiera tener un botiquín de emergencia o de primeros auxilios?, desde lo que podría ser simple aliviar un pequeño dolor, curar una abrasión, 

 

hasta casi salvar una vida. Esto depende de que tan bien surtido de lo necesario esté o si está vacío; así comenta Teresa Villarreal, que se ve a sí misma como un botiquín vacío que no sirve para nada, solo cuando está cerrado para aparentar cierto estado de confianza ante los que le rodean, que si necesitan de su ayuda ahí estará para solucionar desde lo más mínimo.  Es una profesionista,  esposa, madre y mujer desesperada, abrumada por las presiones de todos los papeles que tiene que interpretar en esta película de tragedias…

 El desempleo, la crisis económica, la migración, el no alcanzar las expectativas marcadas, son parte de las causas de depresión en México, la depresión en México es la principal causa de años perdidos de vida saludable entre mujeres y entre las 10 causas principales de años perdidos de vida saludable en hombres; es la principal causa de suicidios, más de 5 mil mexicanos se suicidaron en el 2012. Sus problemas fueron solucionados por una mano amiga que fue la muerte; así como tantas manos amigas que se encuentran o te encuentran, refugios aparentemente cálidos para el afligido que tiembla de frío o de miedo o simplemente tiembla por el repicar de los temblores de los de enfrente, refugios como  el tabaquismo, el alcohol, las drogas prohibidas o ilegales y las drogas legales como los psicofármacos o llamados controlados, adicciones que terminan de absorber o disolver la vida de un ser.

Pero Teresa solo está con el médico por un controlado, una pastilla para dormir, para que no se sienta ansiosa, que no se sienta triste, dice que tiene muchos problemas y si no se la toma no duerme, no ocupa tomar la tableta completa  nada mas una mitad dice ella, a veces un cuartito en el día, trata de no tomarla siempre para que no se acostumbre a depender de ella, la toma desde hace tres años, ya le quedan dos pastillas y no quisiera quedarse sin medicamento por eso quiere la receta porque le da miedo no surtirla a tiempo, Clonazepam se llama refiere Teresa.

Así como Teresa hay decenas de personas que acuden a consulta diaria en este estado de Nuevo León de donde es originaria, gran porcentaje de la población y en su mayoría mujeres de 35 años en adelante se mantienen bajo los efectos de los psicofármacos para poder realizar sus actividades diarias, depresión, ansiedad por problemas socioeconómicos, por presión laboral, por la inseguridad, si no lo toman “no andan a gusto” refieren.

 Clonazepam, clorodiazepóxido, diazepam, etc son parte de la vida diaria de muchos habitantes en Nuevo Leon; un estado en donde la mayoría de su territorio está industrializado, industrias  o empresas que también en su mayoría son extranjeras o transnacionales, a las que les servimos de mano de obra barata para aumentar sus ganancias. Nos venden la imagen de aumento de empleos, empleos mal remunerados que provocan desestabilidad total al individuo que no garantiza ni el mínimo porcentaje de su garantías individuales, hace que se sientan “como un botiquín vacío”; vivienda digna, alimentación saludable, estado de salud del individuo solo están seguros en los discursos políticos previos a las contiendas electorales, estado capitalista que ha hecho aún mayor la brecha entre el rico y el pobre, entre la tranquilidad y la desesperación, entre la vida y la muerte…

Powered by Bullraider.com
СНПЧ А7 Тюмень, обзоры принтеров и МФУ